Historia

La Cofradía Filial de Málaga de María Santísima de Araceli fue la primera, de las filiales, que se fundó en España, con esta advocación, fue en el año 1920 cuando un grupo de lucentinos y devotos de nuestra Madre residentes en Málaga, liderados por D. Antonio Calvillo Lara y señora, contando con una Imagen de Nuestra Señora, procedente del Convento de Santa Clara de Lucena e instalada en la desaparecida Iglesia de la Encarnación, en calle Álamos, después de celebrar una misa y una salve en honor de la Imagen, se constituyó una asociación con su nombre. En el año 1921 se empezaron a conocer sus milagros y así consta en la revista Aracelitana número 211 de la cofradía Matriz.

En las fiestas Aracelitanas del año 1922, los cultos fueron espléndidos, con notable asistencia de fieles a la celebración del primer domingo de Mayo y al triduo de los días sucesivos. Una crónica anónima describe los cultos: «Las tres tardes del triduo, después del sermón y de reservar, se ha cantado salve solemne, rodeando el altar un grupo de lucentinos con hachetas encendidas y terminando con las coplas tradicionales en esas salves. El altar estaba adornado con mucho gusto, debido a las señoritas lucentinas Araceli Bujalance Jiménez y Araceli Bujalance Serena, pues colocada la Virgen bajo un dosel de damasco rojo con un gran penacho de talla dorado y sobre un trono restaurado este año, aparecía preciosa entre bambúes, largas varas de azucenas y formando la escalinata de cuatro gradas un macizo de claveles, rosas, palmeras y no sé cuantas flores y plantas y profusión de luces.”

El 12 de Agosto de 1923 se aprobaron los estatutos de esta Cofradía Filial, por el entonces Obispo de Málaga, Monseñor Bustos Solís, en su artículo primero se lee: “El objeto de esta Hermandad es dar culto a la Patrona de Lucena, María Santísima de Araceli, fomentar la amistad y unión de todos los hermanos, particularmente de la colonia lucentina de esta capital, prestarse auxilio moral y material si fuera posible en sus necesidades y procurar por todos los medios el respeto mutuo de los hermanos entre si como debe existir en toda colectividad”, fueron impresos en la imprenta malagueña Fin de Siglo, este mismo año estreno un manto rojo bordado en oro en la  celebración de sus cultos, fue tanta la concurrencia que muchos devotos se quedaron sin poder entrar en el Templo, su presidente fue D. Gabriel Garrido.


Una vez desaparecido el templo de la Encarnación, la Imagen se instaló en la Iglesia del Santísimo Cristo de la Salud, dispone de una preciosa Capilla, justo a la entrada, bien identificada y lateralmente dos grandes cuadros con las fotografías, la Imagen de la Matriz y Jesús Nazareno de Lucena. La primera década de los años cuarenta, fueron difíciles para la marcha de la Cofradía, recibiendo un gran impulso en el año 1948 con motivo de la Coronación Canónica de la Imagen Matriz, en este año estrenó un precioso manto verde bordado en oro y las coronas de nuestra Madre y de su Niño Jesús, realizadas por los talleres de orfebrería Angulo en Lucena.

El 7 de Abril de 1953 El Sr. Obispo de Málaga, D. Ángel Herrera y Oria concedió 100 días de indulgencia a los fieles que asistieran a los cultos que se celebraban los días 3, 4 y 5 de Mayo a María Santísima de Araceli.

Una de las campanas de volteo y repique de la Catedral de Málaga, en el lateral izquierdo, lleva el nombre de Santa María de Araceli siendo su autor Constantino y Manuel Linares, fue colocada en el año 1892, en ella se puede leer una inscripción rectangular en el medio exterior que dice “SE FUNDIO EN CARMONA / POR CONSTANTINO Y MA / NUEL DE LINARES DIRI / GIDOS POR SU PADRE”. En el tercio le circunda una inscripción en la que se lee el nombre de la campana: “SANTA MARIA DE ARACELI ORA PRO NOBIS. AÑO DE 1892”, en el hombro se lee una inscripción que dice “SOY LA FLOR DE MÁLAGA. DESELE MERITO AL QUE LA TIENE”, lleva una abundante decoración, a la derecha una Inmaculada sobre la que desciende el Espíritu Santo, el centro interior una cruz con pedestal y a la izquierda una custodia, el yugo es de hierro y la mueve un motor de volteo por impulsos en el lateral derecho marcando en la pared en un pequeño círculo el número dos. Su diámetro es de 71 cms., una altura de 60 cms. y su peso es de 200 Kg.

Los nuevos estatutos, acordes con las disposiciones actuales de la Diócesis de Málaga, fueron aprobados el 2 de Septiembre de 2008, siendo obispo de Málaga Monseñor D. Antonio Dorado Soto.

Con fecha 16 de Enero 2009 se solicita la entrada de la Archicofradía en la Agrupación de Congregaciones, Hermandades y Cofradías de Gloria de Málaga, aprobándose por unanimidad su ingreso en sesión de Junta de Gobierno celebrada por la agrupación el 26 de Enero de 2009. La Imagen de la Virgen de Araceli presidió el Altar de las Glorias en la fiesta del Corpus Christi.

En 2010 la Archicofradía estrena una nueva Imagen de María Santísima de Araceli, talla de más tamaño y parecido a la Titular, gracias a la generosidad de la familia Angulo de Lucena. Esta obra fue tallada por el imaginero cordobés Juan Martínez Cerrillo por expreso encargo de esta familia, quedando la anterior imagen instalada en una preciosa hornacina situada en lugar preferente en la Sacristía de la Parroquia de los Santos Mártires Ciriaco y Paula. Se estreno del nuevo Guión corporativo de la cofradía, obra del hermano Juan Manuel Sánchez Quiñones, con la barra y el dorado de la cartela repujada que preside el guión realizados por Cristóbal Martos.

El 15 de Noviembre de 2011 la Imagen de la Virgen de Araceli se trasladó desde la iglesia del Santo Cristo de la Salud a la Parroquia de los Santos Mártires Ciriaco y Paula por las esperadas obras de restauración de su templo, compartiendo capilla con la Hermandad de la Virgen de Gracia, Filial de Archidona. La ciudad de Málaga le otorgo un parque llevando su nombre: “PARQUE VIRGEN DE ARACELI”.

El Lunes 5 de Marzo de 2012, con motivo de los 450 años de la venida de la Virgen de Araceli de la Archicofradía Matriz, celebrándose la Junta de Gobierno de la Agrupación de Congregaciones Hermandades y Cofradías de Gloria de Málaga, se acordó asignar a la Virgen de Araceli la presidencia del “ROSARIO DE LAS GLORIAS 2012”.

Siendo un Domingo 3 de Enero de 2016, ya finalizadas las obras de restauración de la Iglesia del Santo Cristo de la Salud, la imagen de la Virgen de Araceli, llevada en un pequeño trono, volvió a su capilla, en su sede canónica, profusamente restaurada.

2020 fue el año del Centenario de la Archicofradía, realizándose numerosos actos destacando el 8 de Febrero de 2020 la presentación del cartel conmemorativo realizado por Juan Francisco Martínez Zamora, el sello por Juan Antonio Fernández Doblas, el pregón corrió a cargo de D. Antonio Rafael García Oliveros en la sede canónica, la Iglesia del Santo Cristo de la Salud. Continuando el 29 de Febrero de 2020 con una preciosa exposición de valiosos enseres aracelitanos traídos desde varios puntos de la geografía española por la Archicofradía Matriz y sus filiales, en el museo “Jesús Castellanos” en la sede de la Agrupación de Cofradías de Semana Santa de Málaga, la pandemia COVID obligó a cerrar temporalmente la exposición a las dos semanas de su inauguración, reanudándose el 19 de Junio de 2020.

Después de pasar una dura pandemia, la Archicofradía realizó un impulso importante durante el año 2021 comenzando el 14 de Mayo de 2021, gracias a la Agrupación de Cofradías de Semana Santa de Málaga, en la Iglesia de San Julián con la presentación del nuevo Manto del Centenario realizado por Juan Manuel Sánchez Quiñones, el Rostrillo por María Felicitación Gaviero Galisteo y la Candelería por Paula Orfebres, fue presentado por D. Juan Antonio Palomo Gambero contando con una excelente asistencia. El 17 de Octubre de 2021, la Virgen de Araceli presidió el «ROSARIO DE LAS GLORIAS 2021» de la Agrupación de Congregaciones, Hermandades y Cofradías de Glorias de Málaga, luciendo sus mejores galas, sobre el trono de traslado de los Sagrados Titulares de la Real y Muy Ilustre Hermandad de la Sagrada Cena Sacramental, llevado por 80 hombres de trono estrenando túnicas blancas con el escudo de la Archicofradía, la Virgen de Araceli brilló con luz propia y nos alumbró a todos con su amor.

Anuncio publicitario